Oráculo de las Runas Vikingas

Vista General de la situación: Eihwaz

Eihwaz

Con las pruebas viene el poder de prevenir y desviar los bloqueos y las derrotas. Al mismo tiempo, desarrollamos en nosotros mismos una aversión hacia aquella conducta que genera tensión en nuestra vida.

Si aparentemente hay un obstáculo en tu camino, considera que hasta un período de demora podría ser de beneficio. No trates de presionar y continuar adelante, éste no es un momento en que puedas influir sobre la situación. El consejo que te brinda Eihwaz es paciencia. Nada demasiado rápido ni radical, no es necesario actuar, ni tratar de hacer realidad el resultado que deseas que se manifieste. Esta runa habla de las dificultades que pueden surgir al comenzar una nueva vida. Generalmente anuncia un período de espera, para que el pozo se llene de agua, para que comience a florecer.

Lo necesario en esta situación son la paciencia y la claridad. La habilidad de poder ver las consecuencias antes de actuar. Desvía los obstáculos que anticipes con un comportamiento correcto. Y sin embargo, nuestra naturaleza más que hacer, decide. Es más importante la decisión. Una vez que la decisión es clara, el hacer se torna fácil, el universo apoya nuestra acción y le da poder.

Al recibir Eihwaz se te avisa que a través de los inconvenientes y el malestar, se promueve el crecimiento. Probablemente éste sea un momento cansador, definitivamente es un momento significativo. Así que prepárate, pon tu casa en órden, atiende tus asuntos, mantente claro y espera la voluntad del cielo.


El Reto: Ehwaz

Ehwaz

Ehwaz es una runa de tránsito y movimiento, tránsitos físicos, cambios en tu residencia, nuevas actitudes o nueva vida. También representa al movimiento en el sentido de mejorar o progresar en cualquier situación.

Esta runa trae consigo un sentido de desarrollo gradual y progreso constante, acompañada de la noción de lento crecimiento a lo largo de numerosos cambios y transiciones. Esto puede aplicarse al crecimiento de un negocio, al desarrollo de una idea. Tal vez una relación necesita cambiar para poder crecer. El esfuerzo y la constancia son cruciales al recibir la runa del movimiento, otra de las runas del ciclo iniciático.

Al cultivar mi propia naturaleza, todo lo demás viene por consiguiente Eiwaz dice que has progresado lo suficiente como para darte cuenta del camino que estás siguiendo. Ahora es tiempo de recibir algunos de los frutos de tu esfuerzo.


La Acción necesaria: Thurisaz

Thurisaz

Con una puerta como símbolo, esta runa indica que hay trabajo que deberás hacer tanto fuera como dentro de tí mismo. Thurisaz representa la frontera entre el cielo y el mundo. Llegar aquí es el reconocimiento de que estás listo para ponerte en contacto con lo divino, de iluminar tu experiencia para que su significado brille a través de la forma.

Thurisaz es la runa de no-acción. Por tanto, no te puedes acercar a la puerta y pasarla sin antes reflexionar. Aquí te enfrentas al claro reflejo de lo que está oculto en tí. Lo que debe ser expuesto y examinado antes de que se pueda tomar la acción apropiada. Esta runa fortalece tu hablilidad de esperar. Este no es el momento de tomar ninguna decisión. Fuertes y profundas fuerzas de transformación están trabajando en esta runa, la penúltima del ciclo de iniciación.

Visualizate a tí mismo parado en el umbral, sobre una colina. Ves toda tu vida detrás tuyo. Antes de atravesar el umbral, espera un minuto y examina el pasado. Lo que aprendiste, las alegrías, los logros, las penas. Todo lo que te ha traido a este punto. Obsérvalo todo. Bendícelo todo. Libéralo todo. Déjalo ir. Al dejar ir el pasado, reclamas tu poder. Ahora, cruza el umbral.


El Sacrificio: Mannaz (posición invertida)

Mannaz (posición invertida)

Mannaz te dice que comiences siendo claro contigo mismo. No te dirijas a otros ahora, mira dentro de ti, en silencio, y busca al enemigo de tu progreso. Independientemente de qué área de tu vida esté inestable, deténte y considera. Reconocerás que el enemigo externo no es sino un reflejo de lo que hasta ahora no has podido o querido reconocer dentro de ti.

Por encima de todo, no te des alas. Romper el ciclo de viejos hábitos es el reto aquí. En la vida espiritual, estás siempre al comienzo.


La nueva situación en evolución: Hagalaz

Hagalaz

Cambio, libertad, invención y liberación son los atributos de esta runa. Recibirla indica el urgente deseo del Ser de romper el molde de la identificación con la realidad material y experimentar más alla de esas limitaciones.

La runa de la fractura, la disolución, la interrupción, de los eventos que escapan totalmente a nuestro control, Hagalaz solamente tiene una posición y sin embargo opera al revés. Cuando recibes esta runa, espera fractura, desgarro, disolución. Es la runa de la toma de conciencia, del despertar aunque las formas de ese despertar sean muy variadas. Tal vez sientas que vas despertando paulatinamente, sintiendo que de a poco vas emergiendo de un sueño para darte cuenta de cuál es tu objetivo. Pero también, la fuerza de Hagalaz es tal que puede ser que ese despertar sea violento, que rompa de un sólo golpe lo que antes creías que era tu realidad, tu seguridad, la imágen que tenías de tí mismo, de tu trabajo, de tus relaciones o tus creencias.

La disolución puede manifestarse de muchas maneras: una relación que fracasa, planes que no se logran, una fuente de apoyo o ayuda a la que ya no puedes acudir. Pero no te desesperes. Ya sea que tu hayas provocado la ruptura o que ésta provenga de una fuerza externa, el poder que hayas acumulado hasta ahora te señalará el camino a seguir. Esta es una época en la que todo lo que creías hasta ahora real se desmorona, se disuelve, dejándote ver la verdadera naturaleza de tu ser. Aprovecha la oportunidad.

Hagalaz es una de las runas del ciclo de la iniciación. Su acción puede llegar a ser un desgarramiento total del mundo tal cual y lo conoces. Cuanto más fuerte sea el desgarro, la disolución más oportuna y significativa será. El universo y tu propio ser demandan que crezcas.




El Arcángel 2002 - 2017 :: Madrid, España - Un lugar para la transformación